Hiperplasia Prostática Obstructiva:

  • ¿Eres hombre mayor de 45 años?
  • ¿Orinas más de 2 veces en la noche?
  • ¿El chorro ya no te sale igual?
  • ¿Pujas para iniciar al orinar?
  • ¿Has orinado sangre? 

 

  1. Podrías tener problemas con tu próstata.
  2. Debes acudir a tu valoración anual con tu Urólogo de confianza.
  3. Quien te realiza estudios de sangre y de imagen para valorar si tienes problemas con tu próstata.
  4. El tratamiento incluye medicamentos y cirugía mínimamente invasiva.
  5. Atenderte a tiempo previene o permite detectar el cáncer de próstata.

 

Hiperplasia prostática benigna (BPH):

A medida que los hombres envejecen, la próstata crece (o se agranda) lentamente. A medida que la próstata crece, puede hacer presión sobre la uretra y hacer que el flujo de orina pierda velocidad y fuerza. “Benigna” significa que el agrandamiento no es provocado por un cáncer ni por una infección. “Hiperplasia” significa agrandamiento.

Causas de Hiperplasia prostática benigna:

Se produce cuando aumenta el número de células de la próstata, haciendo la glándula más grande.

Síntomas de Hiperplasia prostática benigna:

  • La necesidad de levantarse más a menudo por la noche para orinar.
  • La necesidad de vaciar la vejiga a menudo durante el día.
  • Dificultad para comenzar a orinar y el goteo después de termina.
  • Es posible que el tamaño y la fuerza del chorro de orina disminuyan.
  • Chorro de orina intermitente.
  • Sensación de que la vejiga no está vacía después de haber ido al baño.

 

Diagnóstico de Hiperplasia prostática benigna:

El diagnostico puede ser establecido desde la primera consulta por el médico, para emitir el diagnóstico, se realizará el ultrasonido o los estudios necesarios.

  • Interrogatorio de los síntomas y exploración física.
  • Examen rectal (solo en casos seleccionados).
  • Ultrasonido vesical y prostático.
  • Muestra de sangre.